INAUGURACIÓN

Escocia: un palacio para amantes del whisky

En Escocia abrió sus puertas Johnnie Walker Princes Street, un tributo al "scotch whisky" que se suma así a los puntos de interés turístico de Edimburgo.

Desde el 6 de septiembre Escocia tiene un nuevo punto de interés turístico: Johnnie Walker Princes Street, desarrollo de la compañía británica Diageo levantado a un costo de £ 185 millones en la ciudad capital, Edimburgo. Ocupando una superficie de 6.650 m² en ocho niveles, este auténtico palacio apuesta a impulsar el “turismo del whisky” a través de experiencias inéditas, diferentes a las que ofrecen los tours tradicionales.

Al respecto, Iván Menezes, CEO de Diageo, resaltó: “El año pasado, Johnnie Walker celebró 200 años desde que su fundador, John Walker, abriera la modesta tienda de abarrotes que marcó el comienzo de una gran historia que hoy construye un nuevo capítulo. Así, con la inauguración de Johnnie Walker Princes Street estamos generando un nuevo estándar para las atracciones inmersivas, celebrando el extraordinario legado de Escocia en todo lo que hace a la magia del whisky”.

¿Qué es Johnnie Walker Princes Street?

Tras cuatro años de trabajos, Diageo propone un viaje personalizado de sabor y descubrimiento para conocer los secretos de un fascinante viaje de 200 años por Escocia escenificado por actores. Estas son sus principales características:

  • Con una superficie de 6.650 m², lleva el concepto de personalización a una escala nunca antes vista en una experiencia global de bebidas para visitantes.
  • En el recorrido Johnnie Walker Journey of Flavour, los visitantes pueden registrar sus preferencias personales de sabor y disfrutar bebidas adaptadas a su paladar.
  • Con más de 800 combinaciones de sabores disponibles en innovadores sistemas de dispensación, una persona podría visitar Johnnie Walker Princes Street todos los días durante más de dos años sin repetir la misma experiencia.
  • Más de 150 empleados nuevos que hablan 23 idiomas dan vida a los 200 años de historia del whisky más vendido del mundo.
  • La bodega se ha convertido en un verdadero tesoro del whisky con algunas de las barricas de más singulares del mundo madurando cuidadosamente y esperando ser probadas por los invitados.
  • El edificio –anteriormente ocupado por una tradicional tienda por departamentos durante casi 100 años– atesora un moderno espacio donde los compradores pueden seleccionar los whiskies más exclusivos, llenar botellas directamente de las barricas y grabarlas con cualquier inscripción.
  • Johnnie Walker Princes Street abrió sus puertas con un Green Tourism Gold Award, el mayor galardón de sostenibilidad para una atracción para visitantes. El edificio incluye jardines en la terraza que proporcionan hierbas para decoraciones e infusiones para bebidas, una cubierta de plantas en el techo y cajas para pájaros con el objetivo de fomentar la biodiversidad.
  • Johnnie Walker Princes Street está coronado por dos bares de clase mundial con impresionantes vistas del horizonte de Edimburgo. Son Explorers’ Bothy, con 150 whiskies diferentes y 1820, donde las bebidas se maridan con un menú cuidadosamente seleccionado que representa las distintas culinarias escocesas.

El fascinante mundo del whisky

Teniendo en cuenta que en 2019 la industria del whisky escocés atrajo el récord de 2,16 millones de visitantes, Johnnie Walker Princes Street se propone “reconstruir” el turismo de esta bebida espirituosa.

Johnnie Walker Princes Street.jpg
Los visitantes pueden degustar muchos de los whiskies mejor calificados en el mundo entero.

Los visitantes pueden degustar muchos de los whiskies mejor calificados en el mundo entero.

Vale apuntar que la apuesta de Diageo también incluyó la transformación de las experiencias de visita en otras destilerías del grupo en Escocia, como Glenkinchie, Clynelish, Cardhu y Caol Ila, así como los hogares de Johnnie Walker en Lowland, Highland, Speyside e Islay, a fin de brindar una red de atracciones de clase mundial en todo el país.

El precio de los boletos para Johnnie Walker Princes Street comienzan en £ 25 libras por persona, precio que incluye un tour de 90 minutos y tres muestras personalizadas de scotch whisky cuidadosamente controladas y con alternativas sin alcohol.

Barbara Smith, directora general de Johnnie Walker Princes Steet, dijo: “La historia del whisky más vendido en el mundo ha cobrado vida con estilo e imaginación junto a un equipo con algunas de las personas más talentosas en sus áreas. Nos complace dar la bienvenida a los visitantes y comenzar a contar el siguiente capítulo de cómo estamos entremezclados en la historia y en las comunidades de Escocia”.

Diageo es una compañía británica dedicada a la fabricación y distribución de bebidas alcohólicas. Según un informe realizado por Impact en 2011, ocho de las 20 primeras marcas más vendidas del mundo son propiedad de este grupo: desde el vodka Smirnoff y el whisky Johnnie Walker, al ron Captain Morgan y la crema de licor Baileys, pasando por el whisky canadiense Crown Royal, el whisky escocés J&B y la ginebra Gordon's.

INFORMES
Johnnie Walker Princes Street

Temas relacionados